sábado, 7 de septiembre de 2013

Desde el amanecer (II) - D.W Nichols.


D. W. Nichols - Desde el amanecer
Segunda entrega de la trilogía Desde el amanecer.
La Catedral del Dolor ha sido saqueada y se han llevado los restos de cuatro Asesinos.
Hikarí y Ekaterina han desaparecido y nadie sabe de ellos.
Akeru tiene pesadillas recurrentes que la aterrorizan.
Un antiguo poder maléfico ha sido liberado y quiere la destrucción de Kurayami.
¿Algo más podría salir mal?


El equilibrio entre Hikarí, Akery y Kurayami se resquebraja en esta nueva novela de D.W Nichols; la osuridad, la luz y el amanecer se desestabilizarán de forma repentina y brusca ¿volverá el sol a recuperar su brillo y la noche su elegancia?
—Pero tú eres hijo de la oscuridad...— replicó al cabo de un rato—. Creo que te llamaré así. Kurayami. Caminaron de vuelta hacia el templo pero, antes de separarse, Otomo volvió a hablar.
—Algún día, Kurayami, encontrarás la luz entre las tinieblas, y ésta, te llevará hasta tu amanecer.
Hikarí ha decidido abandonar a los que más quiere para intentar eliminar la crueldad que está envolviendo a su creadora, cree en sus capacidades ya que si pudo mantener a Kurayami en el lado bueno ¿por qué no con Kat? Pero la despiadada vampira no le pondrá las cosas fáciles, y hará sufrir al risueño y dulce Hikarí.
Akeru aparta las sombras que se intentan apoderar de su gran amado, Kurayami, mientras que el demonio de la duda y del miedo se apoderan de ella, tiene un mal presentimiento...y teme por la vida de sus dos pilares: Hikarí y Kurayami ¿serán solo o sueños o pronto tendrá que defender a lo que más quiere?
Le acariciaba el rostro, olía su pelo, se deleitaba con su presencia. Akeru era el amor de su vida, pero Hikarí era su ángel custodio.
En esta novela toma gran protagonismo Kurayami, mi vampiro favorito, podremos conocer su pasado y su 'oficio', sus temores y sus sueños, anda sobre una fina cuerda, tambaleándose sin remedio, si no descubre al traidor pronto las sombras lo absorberán de nuevo, y nada ni nadie podrá traerlo de nuevo si pierde a sus dos luces.
"Ahora, era Akeru la que hacía eso por él. Muchas veces se había preguntado si era un tullido emocional por su necesidad de apoyarse constantemente en alguien, y lo aterraba pensar que algún día ella pudiese dejarlo, cansada de ser usada como muleta. Por eso se pasaba horas enterasobservándola dormir, bebiendo su imagen y grabándosela en la memoria, por si acaso. "
Esta historia me ha gustado mucho más que la anterior: hay más trama, acción y... por fin he podido entender (más o menos) la extraña relación triangular que toma protagonismo en esta historia.
Había cometido tantos errores. Y la humanidad había pagado por ellos. ¿Lo más gracioso? Que el único precio que había pagado él, había sido el peso de su conciencia.
Diálogos chispeantes, una protagonista que tiene una lengua muy afilada, escenas muy picantes y declaraciones de amor que desatarán profundos suspiros, te esperan en este nuevo libro.
La libido es algo tan frívolo como un vampiro y te ataca cuando menos te lo esperas. Si estás atado por el sentido común y los tabúes impuestos desde la niñez, lo controlas y punto. Pero un vampiro carece de ambas cosas cuando se trata de sexo.


Photobucket

0 comentarios:

Publicar un comentario